Noticias

Volver a Noticias
Green_115685029.jpg
Publicado: 09 ago., 2016

Enbridge invierte 1.5 mil millones de dolares en el ducto Bakken poniendo en cuestión el proyecto Sandpiper

El sistema de ductos Bakken incluye el ducto Dakota Access y transportará petróleo desde Bakken en Dakota del Norte, y pasará por Dakota del Sur y Iowa hasta llegar a un patio de tanques en Patoka, Illinois. El ducto tiene programado iniciar el servicio a finales de 2016. Esto pone al retardado ducto Sandpiper, situado en el norte de Minnesota, aún más en duda ya que ahora, Enbridge cuenta con una ruta alternativa para mover el crudo de Dakota del Norte.

Los ecologistas llevan bloqueando el ducto de la Sandpiper en el proceso de regulación de Minnesota durante casi 3 años, lo que retrasa la construcción del mismo hasta 2019 por lo menos. Enbridge ha formado una “Joint venture” con Marathon Petroleum para comprar participaciones en el sistema de ductos de Bakken. Marathon ha sido un socio clave en el ducto Sandpiper, con planes para financiar el 37 por ciento del mismo y convertirse en uno de sus principales clientes.

"Enbridge sigue creyendo que la región Bakken es una cuenca altamente productiva y atractiva, que tiene un potencial de crecimiento de la oferta de petróleo bastante notable lo que requerirá un incremento de la  capacidad del ducto en el futuro," afirmó la compañía en un comunicado de prensa. "El alcance y el calendario del proyecto del ducto Sandpiper serán evaluados durante el trimestre para asegurarse de que está en condiciones de satisfacer la creciente necesidad de la capacidad del ducto."

Enbridge y Marathon han adquirido participaciones en una empresa que posee el 75 por ciento del sistema de ductos Bakken, que también posee un ducto desde el sur de Illinois hasta  la Costa del Golfo de Texas. Enbridge está recibiendo un interés efectivo del 27,6 por ciento en el Bakken Pipeline.

 

Fuente: The Star Tribune